La Tribuna de Manolo Haro: “Empezar bien, continuar mejor.”

La Tribuna de Manolo Haro: “Empezar bien, continuar mejor.”

La victoria en tan complicado campo como el de Selaya, permite ser moderadamente optimistas en este inicio de temporada. Baste recordar antecedentes para acudir a “El Castañal” con el máximo respeto como para no fiarse un pelo. Sin ir más lejos, el final de la temporada anterior nos dejó un amargo sabor que acabó con nuestras posibilidades de terminar líderes y lo que ello supuso. En esta ocasión, las cosas no empezaban demasiado bien, por lo que el “fantasma” de un nuevo tropiezo planeó en los primeros minutos, pero… Sí, sí. El “pero” que siempre aparece en estos comentarios y una vez más, con tintes optimistas a la vista de cómo se fue recomponiendo la situación.

La Gimnástica iba con la lección bien aprendida. Y sin menospreciar a un debilitado Selaya, CHIRI puso las cosas en su sitio y al equipo a jugar como se debe en este tipo de compromisos. Florituras, las justas. A lo práctico. Con una respuesta adecuada a las condiciones del adversario y así, Mario, Primo y Jony, con sus goles, fueron dejando en el marcador los guarismos que correspondían a un merecido vencedor. Esta Gimnástica mezcla juventud con experiencia. Chavales comprometidos y en busca de crecimiento futbolístico con veteranos tan “ilustres” como imprescindibles, casos de los capitanes Siro y Mario entre otros. Pero no todo va a ser un camino de  vino y rosas, que estamos ante una carrera de fondo con los inevitables contratiempos propios de una competición en la que los principales aspirantes no escatimarán esfuerzos en su intento de alcanzar objetivos.

Ya sufrimos el primer ejemplo con la lesión de Oscar Briz, importante delantero por su capacidad goleadora, que le tendrá alejado de los terrenos de juego en tiempo que determinen los correspondientes exámenes previos a un diagnóstico definitivo y que ojalá sea el menor posible. Hay plantilla, gente implicada para esta y otras contingencias como para intentar por todos los medios que no se produzcan diferencias que afecten al rendimiento del equipo. Es cuestión de entrega y trabajo en el día a día. Pero es un aviso a navegantes para lo que hay que estar preparados. De momento, somos líderes, pero eso ya lo vivimos la temporada anterior y al final se demostró que la cosa no es como empieza, sino como termina.  Dice un amigo mio que “… la ópera termina cuando canta la gorda”. Una metáfora para no descuidar el camino a recorrer. 

Hay algún grupo de teóricos favoritos que no han empezado como la Gimnástica, pero a los que habrá que ir mirando de reojo. Por lo de “la gorda”, ya saben. Pero también es verdad que el que dá primero, dá dos veces. Pero, ¡ojo! : empezar bién, sí pero continuar mejor. Es de lo que se trata.

Leave a Reply

Your email address will not be published.