Viejas Glorias Gimnásticas (XXXII) EMILIO GUTIERREZ, por Alejandro Campo.

Viejas Glorias Gimnásticas (XXXII) EMILIO GUTIERREZ, por Alejandro Campo.

Autor: Alejandro Campo Ruiz

Ex-presidente de la Real Sdad. Gimnástica.


EMILIO
GUTIÉRREZ HOYUELA

UN
GRAN DEFENSA DE LA DÉCADA DE LOS CINCUENTA

Emilio, popularmente conocido como Milio, es
natural de Barreda, donde nace un día del mes de enero de 1.932. A los 15 años
comienza a jugar en un campeonato de barrio, organizado por Toño Barca, en el
equipo del Sporting, dirigido por Nicolás Moreno. Después, con el nombre de
Juventud Barreda, se federan en tercera regional,  de allí pasa a militar en las filas del Betis
con los Malagón, Liaño, etc.. En la temporada 49/50 ficha en el Barreda, en
donde se encuentra con aquellos jugadores que hicieron época en el conjunto de
Solvay, como Bilbao, Uchi, Milucho, Ferrero, Carral, Tego Gómez, Chuchi y en
donde permanece tres campañas.

Llega la temporada 53/54 y ficha por la
Gimnástica por seis años, percibiendo 50.000 pesetas. El Club del Malecón está
en segunda división, y en la misma temporada tiene tres entrenadores; Pepe
Spor, Venancio y Paco Hernández. Emilio ha saltado desde la tercera regional a
la segunda división, y la formación más corriente es la de Roberto, Echevarria,
Vicente, Emilio, José Luís, Aja, Madrazo, Trueba,  Lolo Gómez e Irún. Durante seis temporadas va
a permanecer Emilio defendiendo los colores blanquiazules, a excepción de la
primera, las cinco restantes en tercera división.

Guarda
grato recuerdo de todos los entrenadores que tuvo, como Spor, Venancio, Paco
Hernández, Enrique Saiz, Pocholo y Pedrosa, pero quiero hacer una excepción con
Alejandro Rivera, Pocholo, por su entrega entusiasmo y trato con los jugadores.
De estos destaca en especial a Aja, Madrazo,  Vicente y a Chacho, por sus cualidades
humanas. En cuanto a calidad deportiva, cree que conoció en Lolo Gómez y en
Gerardo Trueba a dos autenticas figuras malogradas para el deporte del balón.

La
selección que él haría con los jugadores que tuvo de compañeros sería la de
Roberto, Trueba, Lolo Gómez, Mesones, Felíx, Aja, Madrazo, Pachín, Chacho, Curiel e Iglesias.

Tres
promociones a segunda disputó Emilio con la Gimnástica. Una contra el Avilés,
otra en Zamora y una última contra el Salamanca. En la primera de ellas se dio
una circunstancia curiosa, porque al ganar al Avilés por 3-0 en el Malecón y
4-1 en Asturias, la prensa santanderina hizo alusión a los goles encajados por
los del Malecón. Al año siguiente en el primer partido, se jugó el Avilés-Racing,
venciendo los asturianos por 7-0. Muchas anécdotas tiene Emilio de su paso por
el Malecón: Siempre era propenso al mareo, y cuando los demás compañeros paraban
a tomar un bocadillo, el  tenía que
hacerlo bebiendo manzanilla. Cuando fichó quedaron en subirle el sueldo a 200
pesetas a partir del quinto partido, desde el cuarto no le ponían porque estaba
demasiado ver, pero al exijirlo Pepe Spor, porque él amenazó con marcharse, me
pasaron de 500 a 700 pesetas el sueldo, y ya después me alineé en todos los
encuentros.

Antes
de jugar un partido en Laredo me prometieron que, al domingo siguiente, me
pagarían las 8.000 pesetas que me debían. Así lo hicieron: primero me dieron un
recibo para cobrar 5.000 pesetas y las otras 3.000 me las dieron de la
recaudación del partido, todas ellas en billetes de 25 pesetas.  

Se jubiló en la empresa Solvay, falleciendo
el 29 de abril de 1992 en Torrelavega.

Emilio vistió la camiseta de
la Gimnástica en las temporadas 1953-57 y 1958-59, sumando un total de 114
partidos oficiales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.