Se han cumplido 19 jornadas desde la llegada de Pablo Lago. Analizamos su «1ª vuelta».

Sus números son extraordinarios, con 48 puntos ganados de los 57 en juego.

La «papeleta» era curiosa cuando un asturiano, poco conocedor del grupo cántabro, aterrizó en Torrelavega para coger las riendas del Club más antiguo de la región y en el que más presión hay con diferencia en su 3ª divisón.

Pablo Lago llega a finales de octubre con una Gimnástica en caída libre, era el peor comienzo de liga en su historia. El equipo no arrancaba y la liga parecía no imposible, pero si lejos sobre todo por el comienzo fulgurante del Laredo. Poco a poco fue levantando al equipo, dando a sus jugadores muchísima tranquilidad y confianza. Asentó al equipo desde la defensa, intentó crecer a base de no encajar goles, de hacer un bloque sólido y que con el tiempo llegasen aún mejores resultados y un juego más vistoso para el aficionado.

Los números son magníficos, y es que en sus 19 partidos dirigidos al equipo, enfrentándose a todos los rivales (visitando equipos como Laredo, Cayón, Escobedo y Tropezón entre otros), ha logrado 15 victorias, 3 empates y 1 sola derrota. Según datos, y hablando solo de números, es el 2º mejor entrenador de la Gimnástica en sus primeras 19 jornadas, por detrás de José Gómez, quien logró 51 puntos de sus primeros 57 en juego, 3 más que Pablo Lago.

A esto hay que sumarle evidentemente la mala situación del equipo, un entrenador que no había hecho la pretemporada con su equipo, nada conocedor de sus jugadores (solo a Palazuelos), poco conocedor de los rivales y sus campos. Estos hándicaps poco le afectaron y pese a las dudas levantó al equipo, y pareciendo la liga imposible, ha tenido la opción, quedando aún 9 jornadas por delante, de ponerse líder, cuando nadie o casi nadie daba un duro. Todo desde el silencio, desde el trabajo y sin una mala palabra. No se da golpes en el pecho ni se da mérito alguno, pero ahí están los resultados. Nada que decir ni que reprochar.

Como observáis en la imagen inferior, desde la llegada de Pablo Lago, la Gimnástica ha sido el mejor equipo de la categoría, muy seguido del Escobedo y del Laredo. La racha es magnífica, y nada, absolutamente nada se le puede reprochar al asturiano. Sobre todo, desde el último partido pedimos más participación de jugadores menos habituales, en detrimento de otros cargadísimos de minutos. Pero esto ya son aspectos de cada uno, ya que todos somos entrenadores……..aunque ni tengamos el carnet, ni hallamos dirigido nunca a un equipo.

Es posible que ya se haya ganado la renovación para el curso que viene, estemos en 2ª «b» o en 3ª. Pero quizá estas cosas mejor tocarlas a partir de acabar el último partido de la fase de ascenso, no nos vayamos a descentrar….

Al míster, al resto de cuerpo técnico y a la plantilla, solo les queda seguir remando, seguir mejorando esos números y ganar la liga. ¡¡Podéis, y si queréis, lo conseguiréis!!

Leave a Reply

Your email address will not be published.